Dilemas morales que van más allá de la religión

Marcelo Stiletano
publicado por LA NACION, 12 de junio de 2011

“Más que hablar de religión, aquí se habla de personas”, explicaba Xavier Beauvois en medio del fárrago del Festival de Cannes 2010. En un momento, la prensa acreditada parecía darle la espalda a las grandes figuras de Hollywood especialmente llegadas y atender las palabras del aplaudido realizador francés.

No era para menos: De dioses y hombres , su quinto largometraje como director, había logrado en Cannes el Gran Premio del Jurado Ecuménico y una impresionante repercusión entre la crítica y el público, apenas un anticipo de todo lo que ocurriría después.

Sólo en Francia, pagaron el año pasado para verla 3.203.655 personas, cifra sorprendente para una película de temática religiosa inspirada en un hecho real -el martirio de un grupo de monjes-, ajeno a cualquier relación con efectos especiales, tres dimensiones o superhéroes. En lugar de entretenimiento puro, se planteaban allí cuestiones morales. En diciembre pasado, De dioses y hombres fue exhibida por primera vez en Buenos Aires. Abrió en el cine Gaumont la Segunda Semana de Cine Europeo, programada y presentada en persona por el máximo responsable artístico del Festival de Cannes, Thierry Fremaux. El público, a sala llena, siguió el film en silencio y con una unción atípica en estos tiempos. “Tal vez porque la película recupera esas cosas humanas que nosotros, los católicos, vivimos cuando éramos pequeños y hoy están perdidas”, reconoció Fremaux a La Nacion en aquel momento. Finalmente, luego de varias postergaciones por falta de salas disponibles, Energía Entusiasta prevé su posible estreno en la Argentina para el jueves próximo.

Fue un productor católico, Etienne Comar, quien le acercó el proyecto a Beauvois. Sin perder la impronta espiritual, el director se propuso llevarlo a la pantalla con la idea de ir más allá de alusiones religiosas concretas.

Los hechos narrados en De dioses y hombres golpean y conmueven. La película evoca un hecho real ocurrido en 1996, cuando siete monjes trapenses de origen francés, consagrados a la oración y al servicio comunitario en un convento situado en Thibirine (Argelia) fueron secuestrados y asesinados. El cruento hecho ocurrido en el monasterio de Nuestra Señora de Atlas sucedió en medio de un conflicto civil que involucró a grupos fundamentalistas islámicos y al gobierno militar que ejercía de facto el poder en ese país del Magreb.

Las víctimas fueron el abad Christian de Chergé, tres sacerdotes (Cristophe, Bruno y Célestin) y tres hermanos (Luc, Michel y Paul). “Me zambullí en la vida de estos religiosos y en seguida quedé fascinado y sorprendido por todo lo que vivieron. Ellos empezaron a formar parte de mi vida, sobre todo por lo raro que resulta, en esta sociedad tan egoísta, comprobar cómo sigue habiendo personas inteligentes y apasionadas que se interesan en los demás. Me hizo bien encontrarme con gente interesada en la belleza de los demás y en integrarse con otras religiones”, dijo Beauvois en uno de sus encuentros con la prensa francesa.

El director pasó seis días de retiro y convivencia religiosa en el convento trapense de Tamié, en los Alpes franceses, y esa experiencia “hizo que las cosas se impusieran por sí mismas”, según reconoció más tarde. “Cada vez que tenía que rodar me daba cuenta de que no necesitaba mover la cámara. Todos los planos tenían que ser fijos. Apliqué algunos de mis principios morales y me ceñí a ellos durante toda la filmación”, agregó.

Beauvois llevó adelante el rodaje durante un nevado invierno en Marruecos, junto con un elenco encabezado por los experimentados Lambert Wilson, Olivier Rabourdin y Michael Lonsdale. Los dos primeros interpretan al abad Christian y al padre Christophe, cuyos textos sirvieron de inspiración para el film, así como los consejos del teólogo franco-estadounidense Henry Quinson y el aporte de algunos de los familiares de los religiosos, quienes superaron -según Beauvois- algunos reparos iniciales y se sumaron a un proyecto que cosechó aplausos y premios antes de llegar a las salas locales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: